Lun,04 marzo, 2024

La Provincia asiste a más de 200 familias evacuadas por las inundaciones

A través del Comando de Operaciones en Emergencias (COE), distintos organismos del Gobierno provincial se encuentran abocados a la contención de 220 familias evacuadas debido a la creciente de los ríos Paraná y Uruguay. La evolución hidrológica dependerá de las lluvias que puedan registrarse en territorio brasileño. “Estamos ante el Fenómeno del Niño”, recordó el director de Defensa Civil, Eulogio Márquez, al ser consultado.

En este marco, el mismo funcionario dio cuenta que, sin embargo, “la creciente del Paraná está bajando” en las últimas horas. “Había sido provocada por la creciente del Río Iguazú, y el Paraguay (afluente del Paraná) está con un caudal bajo, sin agregar más agua de la que debería”, continuó y añadió.

Otras localidades que pueden ser afectadas en la costa del Paraná, son las de Paso de la Patria, Itatí y Capital, en sus zonas ribereñas.

“Vale aclarar que el Río Paraná, en Brasil, está en creciente. Y existe la posibilidad de que la represa de Itaipú abra sus compuertas en estos días”, adelantó el titular de la Dirección provincial.

En este contexto, Márquez, detalló que en San Antonio de Apipé (Apipé Grande) hay 17 familias evacuadas y en Apipé Chico, 22. “Esto afecta al sector productivo de la zona: los ladrilleros no tienen cómo trabajar y las chacras quedaron bajo agua; mientras tanto se está moviendo al ganado para minimizar las pérdidas”, agregó el posteriormente el responsable del área.

Río Uruguay

Por otra parte, Márquez contó que el Río Uruguay “está fluctuando en su caudal”. “La represa de Foz do Chapecó (Brasil) está recibiendo mucha agua; por lo que el Uruguay volvió a crecer y la creciente ya llega a Santo Tomé”, expresó el funcionario, sumando a otras localidades afectadas, como Alvear, La Cruz, Yapeyú, Paso de los Libres y Monte Caseros, con un total de 181 familias evacuadas, hasta el día de la fecha.

Áreas abocadas a la emergencia hidrológica

“El estado provincial completo está abocado a esta labor, nosotros tenemos al Comando de Operaciones en Emergencias (COE); desde donde las distintas esferas ministeriales actúan ante la coyuntura”,  explicó el mismo, detallando que “Salud Pública se encuentra en alerta con sus hospitales y Caps, la Policía colabora con la seguridad y las distintas evacuaciones y Vialidad provincial con sus máquinas, manteniendo los caminos para que pueden ser utilizados”.

Por otra parte, resaltó que “los organismos municipales están trabajando correctamente y están muy bien organizados, a través de sus comités de crisis”.

Apertura de compuertas

“Todas las represas trabajan a una cota determinada, y toda el agua que le haga crecer de su lado la van hacer correr”, sostuvo el funcionario, añadiendo que en la zona de Isla Apipé, “este gran caudal de agua provoca zozobra al abrirse las compuertas, debido al impacto de las olas que van corriendo al sur, provocando la crecida en el río”.

La Provincia asiste a más de 200 familias evacuadas por las inundaciones

A través del Comando de Operaciones en Emergencias (COE), distintos organismos del Gobierno provincial se encuentran abocados a la contención de 220 familias evacuadas debido a la creciente de los ríos Paraná y Uruguay. La evolución hidrológica dependerá de las lluvias que puedan registrarse en territorio brasileño. “Estamos ante el Fenómeno del Niño”, recordó el director de Defensa Civil, Eulogio Márquez, al ser consultado.

En este marco, el mismo funcionario dio cuenta que, sin embargo, “la creciente del Paraná está bajando” en las últimas horas. “Había sido provocada por la creciente del Río Iguazú, y el Paraguay (afluente del Paraná) está con un caudal bajo, sin agregar más agua de la que debería”, continuó y añadió.

Otras localidades que pueden ser afectadas en la costa del Paraná, son las de Paso de la Patria, Itatí y Capital, en sus zonas ribereñas.

“Vale aclarar que el Río Paraná, en Brasil, está en creciente. Y existe la posibilidad de que la represa de Itaipú abra sus compuertas en estos días”, adelantó el titular de la Dirección provincial.

En este contexto, Márquez, detalló que en San Antonio de Apipé (Apipé Grande) hay 17 familias evacuadas y en Apipé Chico, 22. “Esto afecta al sector productivo de la zona: los ladrilleros no tienen cómo trabajar y las chacras quedaron bajo agua; mientras tanto se está moviendo al ganado para minimizar las pérdidas”, agregó el posteriormente el responsable del área.

Río Uruguay

Por otra parte, Márquez contó que el Río Uruguay “está fluctuando en su caudal”. “La represa de Foz do Chapecó (Brasil) está recibiendo mucha agua; por lo que el Uruguay volvió a crecer y la creciente ya llega a Santo Tomé”, expresó el funcionario, sumando a otras localidades afectadas, como Alvear, La Cruz, Yapeyú, Paso de los Libres y Monte Caseros, con un total de 181 familias evacuadas, hasta el día de la fecha.

Áreas abocadas a la emergencia hidrológica

“El estado provincial completo está abocado a esta labor, nosotros tenemos al Comando de Operaciones en Emergencias (COE); desde donde las distintas esferas ministeriales actúan ante la coyuntura”,  explicó el mismo, detallando que “Salud Pública se encuentra en alerta con sus hospitales y Caps, la Policía colabora con la seguridad y las distintas evacuaciones y Vialidad provincial con sus máquinas, manteniendo los caminos para que pueden ser utilizados”.

Por otra parte, resaltó que “los organismos municipales están trabajando correctamente y están muy bien organizados, a través de sus comités de crisis”.

Apertura de compuertas

“Todas las represas trabajan a una cota determinada, y toda el agua que le haga crecer de su lado la van hacer correr”, sostuvo el funcionario, añadiendo que en la zona de Isla Apipé, “este gran caudal de agua provoca zozobra al abrirse las compuertas, debido al impacto de las olas que van corriendo al sur, provocando la crecida en el río”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *